viernes, 3 de junio de 2011

Si alguien viniera y me dijera
si se tomara el trabajo
de pronunciar las palabras precisas
en mi oído o a lo sumo
en alguna parte de mi cuerpo
yo miraría para ese lado

con mucha atención

y haría el intento

de entender el mensaje

de capturar el peso preciso

de eso que me están mostrando

y le diría gracias:

gracias por alcanzarme.

miércoles, 7 de julio de 2010

Imaginate que un día
te dicen:
nos dimos cuenta que el polo norte es el polo sur
y viceversa
¿vos te imaginás?
¿te imaginás cuando se invierta el mundo
y quedemos todos
al fin
con las patas en el piso?

martes, 16 de febrero de 2010

Se me hace agua
se agua
mi cuerpo
se licúa
en el acto
un escarabajo corre por mi espalda y me transita
página a página
letra a letra
a letra


vibrante precipicio opaco
una mano grabateada en el vidrio
como recuerdo
y espera
un memorandum gris de lluvia y piel
con sedimentos insumisos


todo me suena a zona inquebrantable
a espejismo alerta
mugriento espejismo
aplastaríalo
pero

martes, 20 de octubre de 2009

Cuando es inminente
que no vas a volver
lo insgne
alfin
se hace palabra

de lo contrario
permanece
el latido
como una resonancia
que pareciera
anunciar algo
como tu llegada o
como la de un alfiler
alfin
en el colchón.

sábado, 17 de octubre de 2009

proceso de desintoxicación



1:

arrojo
los restos
de aquel que fuera alguna vez
el más preciado
bien

te ab-sorbo
en la tranquilidad de mi tacita de café
y decirlo
pareciera
hasta liviano

bebo deshaciendo
la madeja que hay de vos en mí
cabeza

reconforta haberte sacado
(ido)
de mi cuerpo
un láser infrarrojo le pasó por encima
ni una cicatriz quedó
-las invisibles son las peores-

alegrate
alegrémonos
no tenemos más de qué preocuparnos
ahora podremos vivir tranquilamente
sin palos en la bolsa

sé que debería sentirme con el cuerpo
de otra forma
pero todavía hoy
lo que hubiera podido ser
pasa a mi costado
y me saluda con cara

Dejá de hacer falta.
Hasta cuándo harás
falta.
aunque no sé decirte bien
si me hacés falta
o es la costumbre
porque también está
la costumbre
ésta
se mata de súbito
con la pregunta:

¿lo que me hace falta sos vos
o la sombra de vos que vive en mi cabeza?

Te estás diluyendo
¿no es terrible?
vos debés tener más miedo que yo
porque ya muy pronto
prontísimo
vas a desaparecer en mí.


2:

Ya
desnaturalicé
el dolor.

Saldré volando
Oh, saldré.

El peso de la luna mastica el aire,
amortigüa la caída.

La espera se volvió
montaña.

¿cómo atar cabos sueltos
de este enredo sin principio?

pareciera como si no hubierase dicho nada
y debajo de la mesa
la pregunta.

Un signo de interrogación colgado como un cuadro.

3:

y escribo esto
y te escribo a vos
te hago escritura
te contextualizo
embellezco lo horripilante de una historia
puramente ficticia
así podré redimirte y mirarte
algún día
con ojos de quien comprende
.
¿Cómo
ser más espesa
más
presente?

lunes, 28 de septiembre de 2009

pasar desapercibida

a veces
hay que sangrar
para qué
te miren
Loading...